Directory Plazza

Enero 2013: Novena en honor a Nuestra Señora de La Altagracia PDF Imprimir E-mail
Viernes, 11 de Enero de 2013 12:52

b_200_147_16777215_0___images_stories_nuestra_serora_de_la_altagracia.jpgEnero 2013: Novena en honor a Nuestra Señora de La Altagracia

 

Sábado 12 de enero: María, puerta de la fe en toda América Latina

 

  1. 0. Ambientación

Nuestra Señora de La Altagracia

imágenes de las distintas advocaciones en torno a la imagen de La Altagracia.

  1. 0. Canto: Esa mujer que Dios había elegido

  1. Oración: Invocación al Espíritu Santo

  1. 2. Reflexión

Iniciamos nuestra novena en honor a la Virgen de la Altagracia y nos llena de regocijo hacerlo dentro del año de la fe, esperando que la misma sea para todos los que participemos en ella un modo apropiado para renovar nuestra fe católica y nuestro amor a la virgen María.

Ella es la puerta de la fe, por la que han entrado y entran la gente humilde y sencilla que puebla nuestra América Latina.  Hoy la queremos invocar para que se renueve nuestra pertenencia a la Iglesia, lugar de la fe.

Por eso estos días de veneración son un tributo de amor a ella. Como nos dice el Catecismo de la Iglesia Católica:

"Todas las generaciones me llamarán bienaventurada" (Lc 1, 48): "La piedad de la Iglesia hacia la Santísima Virgen es un elemento intrínseco del culto cristiano" (MC 56). La Santísima Virgen "es honrada con razón por la Iglesia con un culto especial. Y, en efecto, desde los tiempos más antiguos, se venera a la Santísima Virgen con el título de `Madre de Dios', bajo cuya protección se acogen los fieles suplicantes en todos sus peligros y necesidades...

Este culto... aunque del todo singular, es esencialmente diferente del culto de adoración que se da al Verbo encarnado, lo mismo que al Padre y al Espíritu Santo, pero lo favorece muy poderosamente" (LG 66); encuentra su expresión en las fiestas litúrgicas dedicadas a la Madre de Dios (cf. SC 103) y en la oración mariana, como el SantoRosario, "síntesis de todo el Evangelio" (cf. Pablo VI, MC 42)." (CEC 971)

  1. 3. Texto bíblico: Mateo 1,18-25

  1. 4. Diálogo

¿María es Madre de Dios? ¿Jesús es Dios y hombre? ¿Qué papel juega María en la historia de nuestra fe?

  1. 5. Mensaje hoy

América Latina no puede contar su fe sin su referencia a virgen María, y es que cada pueblo de nuestro continente tiene modos propios y muy distintos de venerar a María, nosotros los dominicanos en estos días y siempre recordamos a María bajo el título de La Altagracia.

Hemos de reconocer como siempre presente en nuestro caminar una piedad, culto y devoción a la Virgen que nos ha impulsado a conservar y transmitir los valores de nuestra fe desde nuestra cultura e idiosincrasia.

María es la gran misionera, continuadora de la misión de su Hijo y formadora de misioneros. Ella, así como dio a luz al Salvador del mundo, trajo el Evangelio a nuestra América. En el acontecimiento guadalupano, presidió, junto al humilde Juan Diego, el Pentecostés que nos abrió a los dones del Espíritu. Desde entonces, son incontables las comunidades que han encontrado en ella la inspiración más cercana para aprender cómo ser discípulos y misioneros de Jesús. Con gozo, constatamos que se ha hecho parte del caminar de cada uno de nuestros pueblos, entrando profundamente en el tejido de su historia y acogiendo los rasgos más nobles y significativos de su gente. Las diversas advocaciones y los santuarios esparcidos a lo largo y ancho del Continente testimonian la presencia cercana de María a la gente y, al mismo tiempo, manifiestan la fe y la confianza que los devotos sienten por ella. Ella les pertenece y ellos la sienten como madre y hermana. (Aparecida 269)

  1. 6. Acto de amor a María (Bendición)

Invocación a María bajo distintos nombre o advocaciones, se responde Ruega por nosotros que confiamos en ti.

  1. 7. Despedida

Se termina con el Padre nuestro, Ave María, el rezo del Credo y el saludo de la paz.

 

 

Domingo 13: María, mujer creyente

 

0. Ambientación

Poner imágenes de las mujeres que en la comunidad son testimonio de fe cristiana. Se puede también escribir los nombres en grande al lado del tema de este día.

1. Canto: El ángel vino de los cielos

2. Oración (Todos a la vez)

Padre Santo / que nos diste en María / un modelo inquebrantable de fe / te  pedimos nos concedas / confiar plenamente en tu palabra / testimoniarla en el amor a los demás / y anunciarla a todos los hombres / que necesitan y esperan tu misericordia/ Amén.

3. Reflexión

Hoy queremos recordar a María como mujer de fe, que confió plenamente en las palabras del ángel Gabriel,  de que sería la Madre del Salvador, el Mesías, el Hijo de Dios, constituyéndose para nosotros en madre y modelo de nuestra fe. Ella ha llegado a la fe por el mismo camino que nosotros a través de escuchar la palabra y dejó que esa palabra se volviera fuerza operativa, disponiendo su voluntad para lo que Dios le pedía (obediencia)

Dejémonos iluminar por la enseñanza del Catecismo de la Iglesia Católica (CEC)

La Virgen María realiza de la manera más perfecta la obediencia de la fe. En la fe,

María acogió el anuncio y la promesa que le traía el ángel Gabriel, creyendo que "nada es imposible para Dios" (Lc 1,37; cf. Gn 18,14) y dando su asentimiento:

"He aquí la esclava del Señor; hágase en mí según tu palabra" (Lc 1,38). Isabel la

saludó: "¡Dichosa la que ha creído que se cumplirían las cosas que le fueron

dichas de parte del Señor!" (Lc 1,45). Por esta fe todas las generaciones la

proclamarán bienaventurada (cf. Lc 1,48). (CEC 148)

Durante toda su vida, y hasta su última prueba (cf. Lc 2,35), cuando Jesús, su hijo,

murió en la cruz, su fe no vaciló. María no cesó de creer en el "cumplimiento" de

la palabra de Dios. Por todo ello, la Iglesia venera en María la realización más

pura de la fe. (CEC 149)

4. Texto Bíblico: Lucas 1,26-38

5. Diálogo

¿Por qué ha creído María? ¿Tiene Ella algún motivo para creer? ¿Dios sigue hablando hoy? ¿A través de quiénes nos habla Dios hoy?

6. Mensaje hoy

María es la bienaventurada, la que escucha, ella es la oyente de la palabra, interlocutora del Dios vivo que habla hoy de distintas maneras, en concreto a través de la enseñanza del magisterio vivo de la Iglesia. El obispo en su diócesis se hace el medio gracias al cual podemos interactuar con ese Dios que nos habla a través de la enseñanza de la fe, precisamente el libro del Apocalipsis llama ángeles a los obispos de las siete iglesias.

En este año de la fe María nos invita a escuchar la Palabra que se dice y proclama desde la casa de la palabra que es la misma Iglesia, precedida por el obispo, y esparcida en todos los evangelizadores que en comunión de fe y caridad anuncian la buena noticia del Reino de Dios.

7. Acto de amor a María (Bendición)

En este momento se presentan flores y frases de amor a la Virgen por su Sí, que ha llenado de sentido nuestra vida de fe.

 

8. Despedida

Se termina con el Padre nuestro, Ave María y el saludo de la paz.

 

Lunes 14: María, orgullosa de la historia y  las tradiciones de su fe

 

  1. 0. Ambientación

Hacer un listado de los fundadores de la fe en la comunidad o sector y poner sus nombres en un lugar visible, así como las distintas tradiciones religiosas del sector

  1. 0. Canto: María de mi niñez
  2. 1. Oración

Señor / te damos gracias por la fe de nuestros antepasados / padres, tíos, abuelos y padrinos / como María queremos afianzar esa fe / haznos reconocer siempre / el don de la fe / en la vida e historia de nuestro pueblo / de nuestra familia / para que orgullosos y orgullosa de ella / la transmitamos íntegra a nuestros hijos e hijas de hoy / para que la alabanza que te rindió María / se perpetué en las nuevas generaciones/ Amén.

 

  1. 2. Reflexión

La fe es un don de Dios, no la podemos buscar, es Dios quién nos dispone a recibirla como una luz que nos permite interpretar la historia de nuestras vidas y los signos de los tiempos desde la perspectiva de lo que Dios quiere que vivamos en este mundo establecido por Él.

De ahí que nuestra historia familiar tenga que ver mucho con la profundidad o no de nuestra fe. La familia transmisora de la fe es nuestro gran referente para descubrir el accionar de Dios en nuestras vidas.

María entendió a la perfección esa característica familiar de la fe en la que reconoce la intervención de Dios en toda la historia de sus antepasados.

 

A lo largo de toda la Antigua Alianza, la misión de María fue preparada por la

misión de algunas santas mujeres. Al principio de todo está Eva: a pesar de su

desobediencia, recibe la promesa de una descendencia que será vencedora del Maligno (cf. Gn 3, 15) y la de ser la Madre de todos los vivientes (cf. Gn 3, 20).

En virtud de esta promesa, Sara concibe un hijo a pesar de su edad avanzada (cf.

Gn 18, 10-14; 21,1-2). Contra toda expectativa humana, Dios escoge lo que era

tenido por impotente y débil (cf. 1 Co 1, 27) para mostrar la fidelidad a su

promesa: Ana, la madre de Samuel (cf. 1 S 1), Débora, Rut, Judit, y Ester, y

muchas otras mujeres. María "sobresale entre los humildes y los pobres del Señor,

que esperan de él con confianza la salvación y la acogen. Finalmente, con ella,

excelsa Hija de Sión, después de la larga espera de la promesa, se cumple el plazo

y se inaugura el nuevo plan de salvación" (LG 55). (CEC 489)

 

  1. 3. Texto bíblico: Lucas 1,46-55
  2. 4. Diálogo

¿Cuáles antepasados menciona María en su cántico? ¿Tienen que ver con su fe? ¿Cuáles antepasados podemos mencionar en la historia de nuestra fe católica en la República Dominicana? ¿En nuestro barrio cuáles son los fundadores de la fe? ¿Cómo transmites tu fe a tu familia?

 

  1. 5. Mensaje hoy

Hoy nos enfrentamos al desafío de un mundo en que las familias van perdiendo su capacidad formativa y educativa en la fe y los valores humanos y sociales.  Se ha perdido el respeto por la memoria de los antepasados de la familia.

Así las cosas en muchas familias se vive la increencia, no por la maldad de los hijos o nuevas generaciones, sino simplemente porque las familias han olvidado su rol de educación en la fe.

María quiere inspirarnos a vivir en la familia la propia fe y a descubrir en ella los grandes tesoros que envuelve.  Recordemos que al ser la fe un don que se transmite por el contacto con la palabra, quienes no reciben este regalo luego les tomará mucho más tiempo disponerse para recibir ese don.

Es preciso reconocer que las virtudes y los buenos hábitos no se adquieren por una decisión pura y simple de la buena voluntad, es necesario ejercitarse en función de ello.  En ese sentido la fe como vivencia y riqueza de la vida familiar ha de ser siempre propuesta y vivida en el seno de la familia, no como un dictamen de normas y reglas, sino como una manera o estilo de vida.

 

  1. 6. Acto de amor a María (Bendición)

Mencionemos los nombres de los antepasados de nuestra fe y cada nombre respondemos con un piropo a la virgen María.

 

  1. 7. Despedida

Se termina con el Padre nuestro, Ave María y el saludo de la paz.

 

Martes 15: María la siempre virgen que testimonia nuestra fe

 

Con gozo y temblor dio a luz a su único hijo, manteniendo intacta su virginidad (cf. Lc 2, 6-7).

  1. 0. Ambientación

Poner en el centro del encuentro el Cuadro de N. S. de la Altagracia junto al lema de este día

  1. 1. Canto: La Virgen llegó (salve)
  2. 2. Oración

Padre santo / nuestra fe confiesa / que María concibió y dio a luz a tu Hijo / sin perder la gloria de su virginidad / te pedimos que su grandeza y pureza / sean siempre / una invitación a la perfección humana / ayudados y ayudadas / por las convicciones de nuestra fe católica y apostólica / Amén.

 

  1. 3. Reflexión

Unas de las notas distintivas de la vida y obra de la Madre de Dios, lo es su condición virginal antes y después del parto.  No porque concebir de otra forma sea un pecado o un mal, sino por el gran significado de donación y entrega total a Dios.  La Virginidad de María, además de mostrarnos el designio divino de su elección, nos muestra la nueva manera de Dios relacionarse con nosotros, de rehacer la creación inaugurando una humanidad nueva.  Un modo nuevo de engendrar hijos no por vínculo carnal, sino por el vínculo de la fe.

Desde las primeras formulaciones de la fe (cf. DS 10-64), la Iglesia ha confesado que Jesús fue concebido en el seno de la Virgen María únicamente por el poder del Espíritu Santo, afirmando también el aspecto corporal de este suceso: Jesús fue concebido "absque semine ex Spiritu Sancto" (Cc Letrán, año 649; DS 503), esto es, sin elemento humano, por obra del Espíritu Santo. Los Padres ven en la concepción virginal el signo de que es verdaderamente el Hijo de Dios el que ha venido en una humanidad como la nuestra (CEC 496)

 

 

497 Los relatos evangélicos (cf. Mt 1, 18-25; Lc 1, 26-38) presentan la concepción virginal como una obra divina que sobrepasa toda comprensión y toda posibilidad humanas (cf. Lc 1, 34): "Lo concebido en ella viene del Espíritu Santo", dice el ángel a José a propósito de María, su desposada (Mt 1, 20). La Iglesia ve en ello el cumplimiento de la promesa divina hecha por el profeta Isaías: "He aquí que la virgen concebirá y dará a luz un Hijo" (Is 7, 14 según la traducción griega de Mt1, 23). (CEC 497)

  1. 4. Texto bíblico: Lucas 2, 6-7 / Mateo 1,18-25
  2. 5. Diálogo

¿En qué consiste la Virginidad de María? ¿En qué se parecen estos dos textos de Mateo y Lucas? ¿Qué significa ser virgen?

  1. 6. Mensaje hoy

La Virginidad de María es para nosotros señal de victoria de la nueva humanidad inaugurada por el misterio de anuncio y nacimiento virginal de Jesús.  Es la nueva familiaridad del reino en el que todos nos hacemos hermanos y hermanos e hijos de un mismo Padre gracias al don de la fe.

El sí virginal de María es anuncio de redención, renovación y reinicio de la humanidad bajo la obediencia de la fe, respuesta consciente a la invitación de amor y amistad de nuestro Dios.

Nuestra fe católica ve en la Virginidad de María el proyecto salvador de Dios que se realiza en quienes reconocen en ella el instrumento humano gracias al cual la luz del mundo brilló con gran esplendor y gloria.  Luz que sigue encendida en todos los bautizados que fieles a la fe confesada en la Iglesia son el mundo testimonio de una nueva esperanza y vida que se anida en el seno de la comunidad eclesial.

 

  1. 7. Acto de amor a María (Bendición)

Recitar las letanías de la virgen María.

  1. 8. Despedida

Se termina con el Padre nuestro, Ave María y el saludo de la paz.

 

 

 

Miércoles 16: La fe de María y José, garantía y defensa de la vida

Confiada en su esposo José, llevó a Jesús a Egipto para salvarlo de la persecución de Herodes (cf. Mt 2, 13-15).

  1. 0. Ambientación

Poner imágenes, fotos de familias del sector o comunidad que se destaquen por su fe.

  1. 1. Canto: Ven con nosotros a caminar

  1. 2. Oración

Señor Jesús / tú que fuiste cuidado y protegidopor el amor  / la fe y valentía de tus santos padres  / San José y María / ayuda a nuestras familias / a ser santuario de la vida / escuelas de la fe / donde nuestros niños y niñas / adolescentes y jóvenes / se encuentren a salvo y protegidos / de toda asechanza y peligro / de las fuerzas del mal de este mundo / Amén.

 

  1. 3. Reflexión

Uno de los episodios llenos de realismo de la vida infante de Jesús lo constituye la huida a Egipto de sus padres para salvarle la vida.  En María vemos a esa mujer de Dios que junto a su esposo, san José, procura preservar la vida de su Hijo.  En ello vemos el signo relevante de la familia que confiando en Dios y los suyos es capaz de emprender con valentía nuevas vías de garantía de la vida.

 

"La Huida a Egipto y la matanza de los inocentes (cf. Mt 2, 13-18) manifiestan la

oposición de las tinieblas a la luz: "Vino a su Casa, y los suyos no lo

recibieron"(Jn 1, 11). Toda la vida de Cristo estará bajo el signo de la persecución.

Los suyos la comparten con él (cf. Jn 15, 20). Su vuelta de Egipto (cf. Mt 2, 15)

recuerda el Exodo (cf. Os 11, 1) y presenta a Jesús como el liberador definitivo".

(CEC 530)

  1. 4. Texto bíblico: Mateo 2,13-15

 

  1. 5. Diálogo

¿Por qué huyó María y su familia a Egipto? ¿Cuál era la obligación de María con        su familia? ¿Cómo aparece José en este relato? ¿Las familias de hoy a qué         cosas quieren salir huyendo? ¿Según la fe a dónde debe huir?

  1. 6. Mensaje hoy

La fe llena de valentía a los hombres y mujeres creyentes que procuran para sus familias una vida plena y saludable.  Este valor hace de nuestras familias forjadores de nuevas experiencias de convivencia que preserven a sus hijos de las fuerzas del mal que estropean y buscan arruinar el proyecto del Reino de Dios en nuestra gente.

La huida a Egipto es para nosotros una verdadera muestra de ingenio, inventiva, creatividad y aventura de la propia fe.

La fe es de por sí una aventura hacia el bien supremo en esta tierra, la vida, y en el mundo futuro la vida eterna.  Desde Abraham, que abandonó su tierra en busca de lo que Dios le aseguraba, la fe es sinónimo de confianza plena en que Dios sacará hacia delante nuestras iniciativas y ocurrencias que busquen hacer vivir plenamente el plan de Dios para nosotros.

Hoy por hoy necesitamos fortalecer este don propio de la fe, que confía y espera siempre en el Señor.

 

  1. 7. Acto de amor a María (Bendición)

En este momento todos dicen qué cosa han hecho para buscar mejor vida para su familia confiando en Dios y en unidad con la familia.  A cada expresión de esa respondemos todos diciendo: Con María y José, por la familia nos atrevemos llenos de fe

  1. 8. Despedida

Se termina con el Padre nuestro, Ave María y el saludo de la paz.

 

 

Jueves 17: María, la primera discípula del Reino de Dios

Con la misma fe siguió al Señor en su predicación y permaneció con él hasta el Calvario (cf. Jn 19, 25-27)

  1. 0. Ambientación

Colocar distintas imágenes de Jesús junto a una de María

 

  1. 1. Canto: Santa María de la Esperanza

  1. 2. Oración

Señor Jesús / que tuviste fiel discípula / a tu propia Madre / haz de cada uno de nosotros y nosotras / tus verdaderos discípulos / que te escuchemos / que te amemos / te sigamos y sirvamos / en este mundo / anunciando tu palabra / y testimoniando la fe en la caridad / Amén.

 

  1. Reflexión

El  anuncio del Reino de Dios en los labios y acciones de Jesús es ya una realidad en la vida de María. En ella se anticipan los dones de la redención y se trilla el camino de una nueva humanidad que encuentra su sentido en hacerse oído para escuchar el evangelio revolucionario del amor y la justicia, que garantiza la paz verdera, y que implica como repuesta de asentimiento o aceptación, la adhesión personal a Jesús, la fe.

 

"Al pronunciar el "fiat" de la Anunciación y al dar su consentimiento al Misterio de la Encarnación, María col abora ya en toda la obra que debe llevar a cabo su Hijo. Ella es madre allí donde El es Salvador y Cabeza del Cuerpo místico" (CEC 973)

 

"Las bienaventuranzas dibujan el rostro de Jesucristo y describen su caridad;

expresan la vocación de los fieles asociados a la gloria de su Pasión y de su

Resurrección; iluminan las acciones y las actitudes características de la vida

cristiana; son promesas paradójicas que sostienen la esperanza en las

tribulaciones; anuncian a los discípulos las bendiciones y las recompensas ya

incoadas; quedan inauguradas en la vida de la Virgen María y de todos los santos". (CEC 1717)

  1. 4. Texto bíblico: Juan 19,25-27
  2. 5. Diálogo

¿Tiene la cruz una enseñanza para los fieles discípulos? ¿Creer tiene algo que ver con el sufrimiento? ¿Entonces María sufrió o no? ¿Fe y fidelidad hacen sufrir?

  1. 6. Mensaje hoy

El discipulado, seguimiento de Jesús y su enseñanza, tiene su fuerza en el acto de fe que reconoce en la vida y actitudes de Jesús al maestro que tiene palabras de vida eterna que iluminan nuestra vida.

María es ejemplo de discípula fiel que escucha las palabra y la pone por obra.   Esta enseñanza alcanza mayor plenitud en la cruz, la mayor instrucción y lección de amor.  Por eso llama la atención que es precisamente en la cruz donde Jesús quiere darnos en Juan, el discípulo amado, a María como Madre, modelo y medianera de todas las gracias.

Por eso como María hemos de renovar hoy nuestro compromiso misionero aceptando la cruz del Señor, estando disponibles para la evangelización, especialmente en lugares donde parece no tener lugar ni relevancia la fe.

 

  1. 7. Acto de amor a María (Bendición)

Todos dicen brevemente cómo ha intervenido María para fortalecer su fe y a cada intervención se responde diciendo:

¡Gracias Jesús por darnos a María como madre de la fe!

  1. 8. Despedida

Se termina con el Padre nuestro, Ave María y el saludo de la paz.

 

Viernes 18: María, señal y primicia de la fe de la Iglesia

Con fe, María saboreó los frutos de la resurrección de Jesús y, guardando todos los recuerdos en su corazón (cf. Lc 2, 19.51),

  1. 0. Ambientación

Hacer un rosario grande de papel y en sus cuentas poner algunos de los frutos de la fe      y la devoción mariana.

  1. 1. Canto: El Señor hizo en mi maravillas
  2. 2. Oración

Padre te damos gracias / por María  mujer de fe / primicia de la Iglesia / voz profética de tus designios / Haz de cada uno de nosotros y nosotras / verdaderos y auténticos evangelizadores / que sintamos como realidad en nosotros / lo que profesamos en la fe/ Amén.

  1. 3. Reflexión

En este día nuestra mirada se centra en María como primicia de la fe  de la Iglesia, ella es la primera en descubrir los tesoros del evangelio; aun en lo que humanamente le dificultaba entender sabía descubrir en ello un valor oculto, el mismo valor oculto que envuelve todo tesoro valioso.

Ella nos invita a descubrir en nosotros esa realidad última anunciada como promesa para la eternidad y vivida como don anticipado por la fe y la caridad.

En Iglesia ella es la primogénita de una fe que está más allá de los ojos de este mundo, los ojos del corazón creyente que ven el don de Dios en lo oculto e incomprensible.

 

"La Iglesia en la Santísima Virgen llegó ya a la perfección, sin mancha ni arruga.

En cambio, los creyentes se esfuerzan todavía en vencer el pecado para crecer en

la santidad. Por eso dirigen sus ojos a María" (LG 65): en ella, la Iglesia es ya

enteramente santa. (CEC 829)

"Después de haber hablado de la Iglesia, de su origen, de su misión y de su destino, no se puede concluir mejor que volviendo la mirada a María para contemplar en ella lo que es la Iglesia en su Misterio, en su "peregrinación de la fe", y lo que será al final de su marcha, donde le espera, "para la gloria de la Santísima e indivisible Trinidad", "en comunión con todos los santos" (LG 69), aquella a quien la Iglesia venera como la Madre de su Señor y como su propia Madre:

Entre tanto, la Madre de Jesús, glorificada ya en los cielos en cuerpo y alma, es la imagen y comienzo de la Iglesia que llegará a su plenitud en el siglo futuro.

También en este mundo, hasta que llegue el día del Señor, brilla ante el Pueblo de

Dios en Marcha, como señal de esperanza cierta y de consuelo (LG 68)" (CEC 972)

  1. 4. Texto bíblico: Lucas 2, 8-19. 41-51
  2. 5. Diálogo

¿Qué significa guardar algo en el corazón? ¿Qué es el corazón en la biblia? ¿Se cree con los ojos o con el corazón? ¿Qué quiere tocar el Señor en nosotros?

  1. 6. Mensaje hoy

María, la mujer de fe, nos invita a vivir desde ya aquí los valores del reino de Dios.  Este reino dice Jesús en reiteradas ocasiones que es misterioso y por eso recurre a muchas parábolas y comparaciones para explicarlo.

María por su parte descubre en el misterio el valor de lo que hay guardado y eso le basta.  Para nosotros esa es la clave de la fe, realmente creer que lo que Dios nos dice es la verdad, aun cuando nosotros nos sintamos limitados para apreciar o descifrar el contenido de las verdades de nuestra fe.

Por la evangelización, el anuncio del kerigma aspira a tocar el corazón, para que allí prenda, se encienda y arda como fuego el inmenso amor de Dios.

 

  1. 7. Acto de amor a María (Bendición)

Recitemos juntos el Credo.

  1. 8. Despedida

Se termina con peticiones por la fe de la Iglesia, el Padre nuestro, Ave María y el saludo de la paz.

 

Sábado 19: María, Madre de la Iglesia

Transmitió los dones de la redención  a los Doce, reunidos con ella en el Cenáculo para recibir el Espíritu Santo (cf. Hch 1, 14; 2, 1-4).

 

Poner símbolos de Pentecostés, apóstoles y de los dones del Espíritu Santo.

  1. 0. Canto: A que tu no sabe lo que en la Iglesia pasó
    1. 1. Oración

Ven Espíritu Santo...

  1. 2. Reflexión

La figura de María en los inicios de la Iglesia atestigua el papel de la mujer en las decisiones eclesiales que se toman para bien de la comunidad.  Ella la madre del Redentor anima a los discípulos de su Hijo a permanecer en la fe, esperanzo el cumplimiento de la promesa del don del Espíritu Santo.

 

"Después de haber hablado del papel de la Virgen María en el Misterio de Cristo y

del Espíritu, conviene considerar ahora su lugar en el Misterio de la Iglesia. "Se la

reconoce y se la venera como verdadera Madre de Dios y del Redentor... más aún,

`es verdaderamente la madre de los miembros (de Cristo) porque colaboró con su

amor a que nacieran en la Iglesia los creyentes, miembros de aquella cabeza'(S.

Agustín, virg. 6)" (LG 53). "...María, Madre de Cristo, Madre de la Iglesia" (Pablo

VI discurso 21 de noviembre 1964) ". (CEC 963)

 

 

"El papel de María con relación a la Iglesia es inseparable de su unión con Cristo,

deriva directamente de ella. "Esta unión de la Madre con el Hijo en la obra de la

salvación se manifiesta desde el momento de la concepción virginal de Cristo

hasta su muerte" (LG 57). Se manifiesta particularmente en la hora de su pasión:

La Bienaventurada Virgen avanzó en la peregrinación de la fe y mantuvo

fielmente la unión con su Hijo hasta la cruz. Allí, por voluntad de Dios, estuvo de

pie, sufrió intensamente con su Hijo y se unió a su sacrificio con corazón de

Madre que, llena de amor, daba su consentimiento a la inmolación de su Hijo

como víctima. Finalmente, Jesucristo, agonizando en la cruz, la dio como madre

al discípulo con estas palabras: ‘Mujer, ahí tienes a tu hijo’ (Jn 19, 26-27)" (LG

58)." (CEC 964)

  1. 3. Texto bíblico: Hechos 1,12-14; 2,1-4

  1. 4. Diálogo

¿Qué papel juega María desde los comienzos de la Iglesia? ¿Tiene algo que decirle eso a la mujer de hoy en la Iglesia? ¿María es evangelizadora? ¿Qué importancia tiene María para la Iglesia, aparte de ser la Madre del salvador?

 

  1. 5. Mensaje hoy

María es madre de la Iglesia.  Una maternidad no solo espiritual, sino también material porque ella fue figura notable en los inicios de la era apostólica; es junto a ella que los apóstoles reciben el don del Espíritu Santo en Pentecostés.  Cual animadora incansable pone en movimiento a los cimientos mismos de la Iglesia.

Por tanto esta maternidad de María como madre nuestra, no se reduce a un acto afectivo de simpatía o atracción por su figura y desempeño, sino que es fruto de la fe en el Hijo santo de Dios, Jesucristo, que nació de su seno virginal.  La fe en Jesús, el Cristo, nos hace descubrir a María como madre de la Iglesia por su entrega y servicio.

Por tanto María no es una figura de la historia a la que recordamos, ella es sí misma y por virtud de los meritos de propio Hijo, medianera de todas las gracias, sacramento de salvación, Iglesia.

Ella es la Madre que crea familiaridad, intimidad, compartir, fiesta, alegría y compromiso.

 

  1. 6. Acto de amor a María (Bendición)

Hacer una letanía con expresiones espontáneas sobre los valores de fe que tiene María. A cada invocación se responde: María queremos ser dóciles al Espíritu como tu

  1. 7. Despedida

Se termina con el Padre nuestro, Ave María y el saludo de la paz.

 

Domingo 20: La Altagracia Antorcha de la fe en la Republica Dominicana

  1. 0. Ambientación
  2. 1. Canto: Madre de los pobres, humildes y sencillos
  3. 2. Oración

Recitar el Credo

  1. 3. Reflexión

Iniciamos hoy en la víspera de la fiesta en honor a nuestra Señora de La Altagracia la semana aniversaria del Bicentenario del Patricio Juan Pablo Duarte y Diez, oportunidad más que providente y privilegiada para ver estos acontecimientos a la luz de la fe y la esperanza puesta en el Señor.

No podemos prácticamente pensar la dominicanidad sin su referencia a fe católica y al patriotismo y visión del apóstol de la libertad Juan Pablo Duarte.  En La Altagracia vemos el alcance socializante de la devoción mariana.

En verdad la fe cristiana tiene en María su mayor arraigo y contundencia evangelizadora.  La devoción mariana fue por mucho tiempo la única referencia de fe que recibió este pueblo.

Por eso nos atrevemos a decir sin temor a equívocos que La Altagracia es la antorcha de la fe en estas tierras de Duarte, Sánchez y Mella.

 

 

"La misión maternal de María para con los hombres de ninguna manera disminuye

o hace sombra a la única mediación de Cristo, sino que manifiesta su eficacia. En efecto, todo el influjo de la Santísima Virgen en la salvación de los hombres ... brota de la sobreabundancia de los méritos de Cristo, se apoya en su mediación, depende totalmente de ella y de ella saca toda su eficacia" (Lumen Gentium, 60).

 

"Ninguna creatura puede ser puesta nunca en el mismo orden con el Verbo encarnado y Redentor. Pero, así como en el sacerdocio de Cristo participan de diversa manera tanto los ministros como el pueblo creyente, y así como la única bondad de Dios se difunde realmente en las criaturas de distintas maneras, así también la única mediación del Redentor no excluye, sino que suscita en las criaturas una colaboración diversa que participa de la única fuente" (Lumen Gentium, 62).

 

"La fe es un don gratuito que Dios hace al hombre. Este don inestimable podemos perderlo; S. Pablo advierte de ello a Timoteo: "Combate el buen combate, conservando la fe y la conciencia recta; algunos, por haberla rechazado, naufragaron en la fe" (1 Tm 1,18-19). Para vivir, crecer y perseverar hasta el fin en la fe debemos alimentarla con la Palabra de Dios; debemos pedir al Señor que la aumente (cf. Mc 9,24; Lc 17,5; 22,32); debe "actuar por la caridad" (Ga 5,6; cf. St 2,14-26), ser sostenida por la esperanza (cf. Rom 15,13) y estar enraizada en la fe de la Iglesia." (CEC 162)

 

  1. 4. Texto bíblico: Santiago 2,14-26
  2. 5. Diálogo

¿Cuál herencia nos ha dado Dios? ¿Tenemos que luchar o no por la justicia? ¿La fe tiene que ver con la justicia? ¿Por qué hay pobres según esta palabra?

 

  1. 6. Mensaje hoy

Hoy nos vemos obligados a testimoniar nuestra fe con obras concretas en las que mostremos nuestra caridad como testimonio vivo de la fe que profesamos.  María, estrella de la evangelización, nos dio muestras de  solidaridad desde su propia vida, en la visita a su prima Isabel, la boda de Caná, en la cruz donando totalmente a su Hijo.

Nuestra fe no será creíble si no se vuelve transformación de la sociedad, cambio de mentalidad, lucha por la justicia y la igualdad, como nos sugiera el apóstol Santiago.

Recordar María como antorcha de la fe en estas tierras y conmemorar 200 años del nacimiento de Juan Pablo Duarte son todo un desafío para constituir una nueva ciudadanía y un modo nuevo de ser Iglesia hoy en la República Dominicana.

 

  1. 7. Acto de amor a María (Bendición)

Buscamos el mapa o los nombres de provincia y pedimos un don espiritual de fe para cada provincia de nuestro país.

  1. 8. Despedida

Se termina con el Padre nuestro, Ave María y el saludo de la paz.

 

 

Idiomas / Languages

Más Noticias